Desde mayo de 2015, ya no podemos mantener la traducción de nuestra página web española.             
Inicio | Publicaciones | Ayuda humanitaria en marcha | Ayuda humanitaria en marcha n°5 | Participación y consulta en la acción humanitaria: ¿un parámetro clave para la calidad

La revista de Groupe URD

Herramientas y métodos

CHS Core Humanitarian Standard (CHS)
Pictogrammme Sigmah Sigmah Software
Pictogrammme Reaching Resilience

Reaching Resilience
Pictogrammme brochure Kit de formación: acción humanitaria y medio ambiente
Pictogrammme brochure Manual de la participación
Pictogrammme COMPAS Método COMPAS
Pictogrammme globe terrestre Misión Calidad
Pictogrammme PRECIS Humatem Método PRECIS

Participación y consulta en la acción humanitaria: ¿un parámetro clave para la calidad
Groupe URD

La cuestión de la participación y de la consulta de la población durante la puesta en práctica de programas humanitarios es primordial pero delicada. ¿A quién implicar? ¿Por qué razones? ¿Cómo? ¿Cuáles son los riesgos y oportunidades? Etc. Estas son interrogaciones que hay que analizar de forma anticipada para garantizar la calidad, sostenibilidad e integración de la ayuda ofrecida.

 Introducción

A lo largo de las últimas décadas, la ayuda humanitaria ha tomado un impulso considerable, pero también se ha visto enfrentada a un número cada vez mayor de desafíos. Una de las críticas más importantes consiste en la percepción de la ayuda como un sistema definido e impuesto por el Occidente, que funciona según un esquema « descendente » (top down) y tiene una capacidad de escucha extremadamente limitada. Fundándose en buenas y malas razones, las ONG del Norte detienen el poder.

La cuestión de la consulta y participación de los beneficiarios en las operaciones humanitarias ha sido abordada con frecuencia en foros y publicaciones, pero no es nada comparado con el interés mostrado por el mundo del desarrollo hacia este tema. De hecho, se conoce muy poco sobre la realidad de las prácticas de las organizaciones humanitarias y el impacto de las escasas prácticas participativas de estas últimas. Las « buenas prácticas » están aún por descubrir.

La cuestión del papel que los afectados por las crisis desempeñan en su propia supervivencia ha sido durante largo tiempo subestimada y raramente tratada de forma apropiada. Un gran número de evaluaciones parecen demostrar las ventajas que la participación y consulta asistida de la población aportan a las intervenciones humanitarias. A pesar de que una gran cantidad de textos insisten en la importancia de estos enfoques participativos – como el Código de Conducta relativo al socorro en casos de desastre para el Movimiento Internacional de la Cruz Roja y de la Media Luna Roja y las organizaciones no gubernamentales (ONG) o los trabajos del Humanitarian Accountability Partnership (HAP) –, la realidad de dicha participación es mucho menos evidente: los enfoques participativos sólo cuentan, de facto, con pocas referencias operacionales confirmadas en el mundo humanitario. Por una parte, el concepto de « participación » implica numerosas connotaciones procedentes del « mundo del desarrollo ». Por otra parte, su aplicación a contextos de conflicto, inestabilidad o peligro no siempre resulta simple, ni realista, ni, en ocasiones, compatible con los principios humanitarios.

De 2002 a 2004, la red ALNAP (Active Learning Network for Accountability and Performance in Humanitarian Action) encargó a Groupe URD la puesta en práctica de un ambicioso proyecto de investigación que se llamó: « Estudio global sobre la participación de la población civil en la acción humanitaria ». Se trataba entonces de identificar las experiencias existentes; identificar las « buenas y malas » prácticas y comprender mejor sus factores determinantes, ámbitos de validez y límites; y, por último, promover los enfoques participativos en la acción humanitaria, conscientes de las numerosas restricciones y riesgos existentes. Seis estudios de caso permitieron analizar una diversidad de contextos, para intentar comprender las interrelaciones entre contextos, tipos de crisis y prácticas de los actores de la ayuda internacional.

La publicación reciente del Manual de la participación para los actores humanitarios [1], en 3 idiomas, ofrece una ocasión interesante para retomar ciertos elementos fundamentales que aún hoy en día permanecen ausentes de las prácticas humanitarias.


[1] El Manual de la participación para los actores humanitarios se encuentra disponible en versión electrónica (http://www. urd.org) o en versión impresa bajo previo pedido a Groupe URD (francés, inglés y español).